miércoles, 17 de octubre de 2012

ANAËL 15 DE OCTUBRE DE 2012



www.autresdimensions.com
Canalizado por: Jean Luc Ayoun
Transcripción: Véronique Loriot

Traducción: Amparo Iribas

ANAEL
15 octubre 2012

Yo soy Anael, Arcángel. Bien amados Hijos de la Luz, bien amados Liberadores, que el Amor y la Gracia sean vuestra Morada. Vengo a ustedes con el fin de responder a vuestras preguntas e interrogaciones concernientes a lo que viven y al período que viven sobre esta Tierra. Así pues, los escucho.

Pregunta: ¿la necesidad de dejar este efímero es un deseo de la personalidad o una realidad?
Bien amado, te remito para eso a lo que había sido expresado, hace algunos años, concerniente la tensión hacia el Abandono, por la Estrella HILDEGARDE DE BINGEN (ndr: su intervención del 25 octubre 2010). En efecto, es necesario que ese anhelo, ese deseo (o la expresión de una impaciencia, cualquiera sea), concerniente a lo efímero de este cuerpo, no sea, en algún lugar, una huida pero sí esta tensión hacia el Abandono. Todo es posible. Tanto más cuanto los lazos, con respecto a lo efímero, como ustedes lo saben, se aflojan, para muchos de ustedes. Vuestras experiencias, vuestros estados, vuestras capacidades para vivir ciertas alteraciones de la conciencia ordinaria, se posicionan como una forma de desapego (y no otra cosa) de lo que es efímero, en beneficio de la eternidad. Sin embargo, vivir esta necesidad, esta tensión, este deseo, se encontrará confrontado, ineluctablemente, a la realidad de la salida de lo efímero. No es más que en ese momento que podrás, de algún modo, juzgar si eso era, para ti, una huida o una realidad. Yo diría, para resumir, que esto es diferente para cada uno de ustedes pero que existe una proporción relativa de esas dos cosas, en cada uno. Les corresponde a ustedes determinar el contenido y la parte relativa. Pero recuerden que la ascensión se juega Aquí y Ahora. Este Aquí y Ahora los hace descubrir la Verdad Absoluta, y los aleja pues de la verdad relativa. Pero para eso, es necesario que eso sea un mecanismo natural y no un mecanismo apuntando a hacerlos evitar las problemáticas o también vivir lo que yo llamaría (y lo que ustedes podrían llamar) una huida de la realidad. La única solución no está, finalmente, en el hecho de ver una necesidad ligada al ego, o de ver una tensión del espíritu hacia este Abandono, sino, más bien, de vivir lo que tienen que vivir, en ese momento. La Luz, por su Inteligencia, por vuestro Abandono del Sí, realiza todo eso, sin ningún cuestionamiento.

Pregunta: ¿por qué no experimento ningún miedo a evacuar?
Considerar que existen miedos a evacuar, corresponde, todavía y siempre, a una visión de la personalidad misma. Te colocas pues, tú mismo, como propietario de tus propios miedos: mantienes, por eso mismo, las resistencias. Todo a lo que ustedes se opongan, se refuerza. Sin dudas es para eso que el término “Abandono del Si” ha sido elegido a propósito. De la misma manera que, en su tiempo, yo había comentado muy ampliamente y explicado el Abandono a la Luz. Lo que vuestra personalidad no llegará nunca a comprender, es que desde el instante donde ella deje de actuar y de interactuar con las circunstancias de este mundo, la Inteligencia de la Luz, la Voluntad de la Luz, la Primacía de la Luz, va a guiar vuestra vida, bajo la influencia de la Gracia, de la Providencia, y de un estado donde nada puede interferir con la Luz. La interferencia con la Luz llegará, siempre, de ustedes, y solamente de ustedes solos. No hablo, desde luego, de consideraciones colectivas, ligadas al sistema de control del mental humano, sino a vuestro sistema personal de miedo. Mientras tengan la impresión que hay que reaccionar o luchar contra algo, no pueden vivir el Absoluto. El principio de acción/reacción (cualquiera sea la expresión y la manifestación) será siempre el reflejo de la dualidad, y de los mecanismos de la dualidad, en acción. Así pues, ver sus miedos es una cosa. Querer luchar contra sus miedos es otra cosa. Ya que la que lucha será siempre la personalidad que está siempre incluida bajo el principio de dualidad, de acción/reacción, de karma, de enfermedad o de salud. Esto no concierne, en nada lo que tú Eres. El primer paso es pues ver claramente esos obstáculos y comprender que tú no Eres esos obstáculos y que nada de lo que tú Eres puede ser alterado por esos obstáculos, de ninguna manera. La superación o la trascendencia del miedo no puede hacerse por una reacción. Es muy lógico querer borrar o trascender tal miedo, o tal otro miedo, pero eso será siempre la acción de la dualidad, de lo efímero y de la personalidad. Colocarse, decididamente, diferentemente, dentro del Absoluto, hace desaparecer instantáneamente todo miedo. Pero, para eso, hay que pasar por el miedo primordial de su propia desaparición. Pero eso no se hace luchando, eso no se hace resistiendo: eso se hace Abandonándose. Mientras ustedes crean conducir una persona, una vida, la Luz no puede conducirlos. Los miedos se manifiestan, a la conciencia, por la acción misma de la Onda de Vida. Si la Onda de vida ha nacido, ella encuentra el cierre existente a nivel de los dos primeros centros de energía (ndr. 1er. y 2do chakras) y entonces, en ese momento, los miedos inherentes a la persona se manifestarán. El miedo deriva pues de la liberación de la Onda de Vida y de su subida a lo largo de vuestras estructuras. No hay cara a cara con sus propios miedos, de manera fundamental, mientras la Onda de Vida no ha encontrado la conciencia, yo diría, los dos primeros centros de energía del cuerpo.

Pregunta: ¿es normal sentirse en Paz y vivir a pesar de todo, momentos de cólera?
Eso no es ni normal, ni anormal. Eso corresponde a tu posicionamiento “a caballo”, yo diría, entre un estado y otro. Les recuerdo que la estabilización, o el establecimiento, dentro de una conciencia, o de una no-conciencia llamada a-conciencia, no puede hacerse más que cuando hay Abandono del Sí. Mientras el Abandono del Sí no sea enteramente vivido (justamente, por el despertar de la Onda de Vida, la travesía de los dos primeros centros energéticos, o por el depósito completo del Manto Azul de la Gracia sobre vuestros hombros), están sometidos a esas oscilaciones y a esas fluctuaciones. Solo el que es Absoluto pasa, sin ninguna problemática, de un estado a otro, sin ninguna dificultad, sin ninguna alteración de lo que él Es.

Pregunta: ¿podría desarrollar sobre el Sonido del Absoluto?
El Sonido del Absoluto corresponde simplemente al momento donde el Antakarana está enteramente tapizado de partículas Adamantinas, realizando, no solamente, el Canal Marial individual, sino sobre todo la conexión al Canal Marial colectivo. Es en ese momento que puede existir lo que es llamado: “Sonido del Absoluto”.

Pregunta: ¿el sonido agudo percibido en los dos oídos se detiene cuando se vuelve Absoluto?
No. Al Absoluto no le importa nada de esos sonidos. Los sonidos traducen la elevación Vibratoria, en relación con la Nada (Canto del alma), traducido por el Antakarana (o Cuerda Celestial) y el Canal Marial. El hecho de ser Absoluto con forma no libera esta forma de sonidos ligados al Etreté.

Pregunta: ¿esos sonidos pueden ser provocados por un accidente?
Ese no es, Bien Amado, el mismo tipo de sonido. De la misma manera que existen alteraciones del oído, o del cerebro, o vasculares (traduciéndose por la aparición de sonidos patológicos), el Sonido no está nunca aislado en el cuadro Vibratorio: está acompañado, desde luego, por la percepción (como mínimo) de la Corona Radiante de la cabeza. No puede prestarse a confusión con un sonido aislado, ligado a una patología. Cualquiera sea el acontecimiento, aparentemente causal, si ese sonido está acompañado de fluctuaciones habituales (variaciones en los diferentes ciclos de la Tierra, y del día, y de la noche, y del mes), si está acompañado de la percepción clara de la Corona Radiante de la cabeza, cualquiera sea el accidente que parezca inicial o causal, está ligado a la apertura Vibral. Si no existe ninguna de esas percepciones Vibrales, ligadas a la Corona Radiante de la cabeza, ni una de las manifestaciones que les es conocida, entonces, ese sonido no tiene nada que ver con el Sonido del alma. La diferencia es muy simple para hacer, entre un sonido dicho patológico y un Sonido ligado a una Apertura. Las señales de acompañamiento están extremadamente presentes en un Sonido ligado a la Apertura, lo que no es el caso en un sonido ligado a un accidente o a una patología.

Pregunta: ¿se puede llamar a los Arcángeles a no importa qué momento?
Bien Amado, eso ha sido dicho: el Alineamiento colectivo, que ustedes viven o realizan, puede también acompañarse de toda forma de Alineamiento: en el momento donde la Luz los llama, o en el momento donde ustedes mismos la llaman, con alguna Entidad de Luz que sea. Simplemente, durante el Alineamiento colectivo, se les ha pedido llamar, más específicamente, a MARIA y MIGUEL.

Pregunta: ¿cuál es vuestro rol específico en la Ascensión?
Bien Amado, eso nos remite a una presentación, muy antigua, habiendo empezado, por mi parte, antes de las Bodas Celestiales, y pues, antes del Cónclave Arcangélico (ndr: su intervención del 8 julio 2009). El lugar de cada Arcángel (resumiendo y simplificando) es una Vibración particular que está presente, en lo que ustedes Son, porque nosotros Estamos en ustedes, de la misma manera que ustedes Están en nosotros, pero ustedes lo han olvidado. La puesta en resonancia de mi Resplandor y de mi Vibración, trabaja sobre el Corazón Ascensional, trabaja (más específicamente, durante este período) sobre lo que es mi función de Arcángel de la Relación y del Amor. Yo permito pues, por mi Presencia en ustedes, facilitar el despliegue del Corazón Ascensional, en este período. De la misma manera que yo he sido el Embajador del Cónclave Arcangélico, como Arcángel de la Relación, cada Arcángel Vibra, en ustedes, sobre una tonalidad precisa, correspondiendo a uno de los chakras, pero también, a una de las Puertas y a una de las Estrellas, así como a los Nuevos Cuerpos. Te invito, para eso (para no ir muy lejos en mi respuesta), a leer lo que ha sido escrito sobre el principio de conexión a los Arcángeles (ndr: ver en la rúbrica “protocolos a practicar/ Los Sellos de los 7 Arcángeles mayores”)

Pregunta: ¿sentir el efecto de la Onda de Vida difundirse en el cuerpo como un goce señala un bloqueo de esta Onda a nivel del 1er. chakra o al de su estabilización?
Ni lo uno, ni lo otro: la Onda de Vida no tiene que estar estabilizada a ese nivel. El goce (el Éxtasis) corresponde, efectivamente, al encuentro entre la Onda de Vida y sobre, todo, el primer chakra, dando las percepciones completamente asimilables a un éxtasis o a un goce. Pero recuerda que la Onda no tiene que quedar allí. Según las personas, esta va a quedar, aquí, más o menos mucho tiempo. Hoy, los que han vivido la Onda de Vida entre los primeros tiempos de la Liberación de la Tierra, no se detienen más en este Éxtasis porque la Onda de Vida volvió a salir y se ha fusionado con el Corazón, con el Bindu, y ha realizado, dentro del Canal Marial (y por el intermedio de las conexiones existentes entre las Estrellas Cardinales de la cabeza y los Pilares del Corazón), el descenso de la Merkabah interdimensional personal, en el Corazón. Así pues, la Onda de Vida, pasando por el Éxtasis del primer chakra, es una etapa, pero no una finalidad. Eso no traduce ni un bloqueo, ni una estabilización, sino una etapa.

No tenemos más preguntas. Le agradecemos.
Bien Amadas Semillas Estelares, Bien Amados Hijos de la Luz, Bien Amados Liberadores, les ruego quieran bien aceptar mi Bendición, mis saludos y les digo: hasta una próxima vez.

Compartiendo el don de la Gracia…

Hasta pronto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario